EL SINDICATO SIPNAFEPOL EN RELACIÓN CON LA GESTIÓN DEL AREA DE SEGURIDAD CIUDADANA DEL AYUNTAMIENTO DE PAMPLONA Y LA APERTURA DE NUEVOS EXPEDIENTES A POLICÍAS MUNICIPALES

EL SINDICATO INDEPENDIENTE DE POLICÍAS DE NAVARRA, SIPNAFEPOL, en relación con la gestión del Área de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento de Pamplona y con la apertura de nuevos expedientes disciplinarios a policías, por medio del presente COMUNICADO, desea hacer constar:

Que ha transcurrido un año desde las elecciones municipales que supusieron un cambio de gobierno municipal. Un año durante el cual, los integrantes de SIPNA hemos esperado que se cumplieran las promesas que los grupos que hoy gobiernan en el Consistorio y el propio Alcalde hicieron en relación con Policía Municipal de Pamplona que, según sus propias palabras, consideraban una prioridad debido a su penosa situación tras el gobierno anterior.

Sin embargo, esas promesas no se cumplieron, ni una sola de ellas. Consideramos que un año es un plazo más que suficiente para haber visto  alguna modificación en la nefasta organización del trabajo en el Cuerpo pero los cambios anunciados por los dirigentes del Área de Seguridad Ciudadana, en la práctica, no se han producido.

A la escasez de policías trabajando en la calle, sobrecargados de trabajo, (mientras hay grupos ingentes de policía administrativa e incluso el ex alcalde continúa con el mismo séquito de escolta que cuando ostentaba la alcaldía), se une una organización basada en órdenes y protocolos de la jefatura de Simón Santamaría que se siguen haciendo cumplir a base de amenazas a los policías, pese a contradecir en varios casos la normativa vigente y el Plan de Prevención de Riesgos Laborales del Ayuntamiento de Pamplona. Por no cambiar, ni siquiera han cambiado los asesores de los dirigentes del Área, que son los mismos mandos que en su día fueron mano derecha de Simón Santamaría.

La reiterada cantinela de “cambio de modelo policial” se ha limitado a un lavado de cara con un cambio de jefatura casi un año después de llegar al Consistorio. La realidad de puertas adentro es bien distinta: policías tratados desigualmente, presionados a base de amenazas de expedientes que, desgraciadamente, se siguen materializando, privilegios en forma de turnos diferentes, puestos a dedo sin cumplir los principios de antigüedad, mérito y capacidad y un servicio al ciudadano que sigue siendo impecable gracias a un número reducido de policías para los que el compromiso con la ciudadanía prima sobre el trato que reciben y los miserables medios con los que trabajan.

De aquellas promesas de patrullaje en bicicleta, reconstrucción del grupo de seguridad vial, que suprimiera el exconcejal Ignacio Polo, eliminación de interinidades ilegales, subsanación de la “sobredimensión de la policía municipal” que el propio Joseba Asirón reconocía en campaña electoral, NO SE HA CUMPLIDO NADA. Los dirigentes del Área de Seguridad Ciudadana se han limitado a dar palos de ciego, a apagar fuegos en los medios de comunicación que eran encendidos desde el interior del propio Cuerpo y a tratar de mantener la “paz social” a base de largas a los sindicatos.

Para SIPNA, la espera ha terminado. Y lo que ha determinado esta decisión es, además de lo anteriormente expuesto, la apertura de nuevos expedientes disciplinarios a policías, algunos por supuestas faltas cometidas casi hace un año. Curiosamente, se expedienta a policías rasos mientras existen pruebas de comisión de faltas disciplinarias por parte de mandos que han sido ignoradas por el Área de Seguridad Ciudadana pese a tener puntual conocimiento de las mismas. NO LO VAMOS A CONSENTIR, para nosotros, las palabras ya no valen sin hechos que las respalden y menos cuando continúa habiendo compañeros con expedientes disciplinarios injustos sobre sus espaldas.

Es por esto que este sindicato, como primera medida a adoptar, va a reunirse con el Jefe de Policía Municipal de Pamplona y representantes del Área de Seguridad Ciudadana para trasladarles varios puntos que consideramos de imprescindible aplicación en Policía Municipal y la firme decisión de pasar a las movilizaciones si no se produce de forma inmediata el cambio prometido en el Cuerpo.

Consideramos que Policía Municipal de Pamplona merece ya de una vez por todas un compromiso efectivo por parte del Ayuntamiento de Pamplona y unas condiciones óptimas de trabajo porque ya ha sido suficientemente maltratada por acción de unos y omisión de otros, y SIPNA va a luchar por ello.pf21 - copia